Esperando a la muerte


María no tenia hijos ni parientes cercanos. Hace algunos años había enviudado y no se había vuelto a casar. Con sus 68 años pensó que en cualquier momento podía partir al otro mundo. Por eso tomó la decisión de tener todo arreglado para no molestar a ningún pariente lejano, vecino o amigo. Lo primero que mandó hacer fue su ataud, elegió la madera y el diseño, luego fue a una modista y escogió un vestido turquesa, su color favorito para que la vistieran asi el día de su muerte, También dejo pago a la maquilladora para que la preparara y tuviera un aspecto agradable. Claro está que también tenia compranda la tierra donde descansarian sus restos.
María no temia a la muerte, era evangelista, amaba a Jesús y para ella era sólo un paso a otra dimensión para reunirse con sus seres queridos que ya no estaban en este mundo y estar cerca de su amado Jesús, por eso ese día ella queria estar hermosa.
Ese invierno fue muy frío, en la última semana las intensas nevadas no permitieron a la gente salir de sus hogares. Pablo el vecino más cercano a María, advirtió cuando el tiempo mejoró que hacía unos días que no la había visto. Decidió ir a su casa, golpeó, toco timbre, la llamo, pero nada, finalmente decidió llamar a la policía informando lo que pasaba.
La encontraron caída al pie de la escalera, un celular a su lado, estaba muerta de hacia varios días, su aspecto impresionaba, la policía se sorprendió al ver detrás de una puerta un ataud y un vestido turquesa extendido sobre la cama.

55 comentarios:

Gus dijo...

epa hacía dias que no me aparecía tu blog en el blogrolll, el relato impresiona, En lo personal todo lo qeu rodea a cuando nos morimos es cartón pintado, creo que de nada sirve un lindo ataúd,la mejor parcela o el mejor maquillaje. la paradoja es que al encontrarla al pie de la escalera muerta de varios días, su aspecto post mortem (que tanto le preocupaba)no sería muy agradabale. Creo que lo valioso que debe quedar es el contenido espiritual y las buenas huellas uqe uno intenta dejar en cada cosa que hace.
buena semana Tia!

dondelohabredejado dijo...

Me gustó mucho el relato, aunque me impresionó un poquito...
Yo no le temo a la muerte, pero no la esperaré ni meprepararé para ella nunca. Cuando llegue, llegará. Y será después de los cien, seguramente!!
Te dejo un abrazote, que tengas muy buena semana.

| Perla | dijo...

Cuando yo vivía en Capital, tenía una vecina de piso ya mayor, con algunos problemas de salud pero tampoco como para pensar que estaba grave. Un día volví de la facu a la nochecita y noté cierto movimiento extraño enfrente. Al otro día me contó el encargado que había fallecido, y mencionó algo del camisón que ella quería que le pusieran.
Debe ser algo más común de lo que uno piensa...

mariajesusparadela dijo...

Cada día (lo digo por la edad) hay que estar más preparado. Miedo, ninguno.

Alicia Seminara dijo...

Admiro la gente que tiene dignidad para todo y que no le teme a la muerte.

Me gustó tu relato.

Cecy dijo...

Wow! Que buen relato.
Me ha sorprendido su final.
Casi como helada.


Un besote grande!

yayis dijo...

Hay un cuento mexicano... que han hecho peli... el gallo de oro se llama, y trata de un hombre muy pobre que cuando muere su madre la entierra en un "petate" algo asi como una alfombrilla de paja, muy socorrida hace muchos años en las comunidades mas pobres de mi pais, tanto para dormir como para sepultar a sus muertos... el hombre queda traumado y se vuelve un "gallero" afamado, cuida un gallito de pelea que rescata de ser comido, y el gallito le hace ganar mucho dinero, pero lo primero que se compra es su "caja" un ataud que anda cargando para todos lados, si puedes conseguirla, procura que sea con el actor Ernesto Gomez Cruz, y pues podemos estar preparados para la muerte mas "guapa" engalanados... pero... a fin de cuentas nuestra alma y nuestros actos son el vestido que nos presentara ante Dios, y si vivo esperando la muerte...que buenas cuentas rendiremos al creador? hermosa narracion tiita preciosa.

besos desde mexico d.f.

Polin dijo...

Cuando me muera seré un cacho, porque ni tierra tengo donde enterrarme!!! eso si muchas flores de colores.

Paula dijo...

Me impresionó un poquito; pienso que es básico vivir la vida a full. Lo que venga después es otra cosa.

Besitos, Elsa.

tia elsa dijo...

Como ya saben estoy escribiendo historias, algunas verdaderas, otras no tanto pero siempre con algo de verdad, esta en particular es cierta, era la tía de Franco, lo digo total ya no está. Sin duda una ironia de la vida, la muerte vendrá, pero para que esperarla, ella viene cuando y como quiere.
Besos a todos y gracias por sus siempre interesantes e inteligentes comentarios.

tia elsa dijo...

Gus tal cual, tanto que ella cuido el detalle y todo resulto al revés, la vida o la muerte, a veces se nos rie en la cara.
Dondelohabredejado: opino igual, y allí estaremos festejando tus primeros 100 al igual que los mios jaja!
Perla: se ve que si, que hay más casos de lo que uno piensa.
Mariajesús: si saber que estamos de paso y tomarlo como lo que es, natural y parte de la vida, si bien es cierto que a nadie le agrada la idea de partir.
Alicia: me alegra que te haya gustado, aunque reconozco es medio morbo.
Cecy: jaja! está bien, helada para que peque con la muerte.
Yayis: mirá vos, claro para el personaje era muy importante tener su ataud. Vere si la puedo conseguir.
Polin: sos un sol y no pienses en eso porque sos tan jóven y llena de vida con dos cachorritos para criar.
Paulita: me gustaria decirte que fue solo un relato, pero fue real. A mi también me impresionó mucho cuando me enteré, en especial porque la apreciaba mucho, un ser muy dulce lleno de luz.

Lola dijo...

Hay un capitulo bastante parecido de la serie Six Feet Under (el último de la primera temporada), uno de los mejores de la serie.
Independientemente de la religión que tenga uno (o no tenga, aunque creo que no tener es como otra religión, en definitiva) creo que es un largo proceso ir aceptando la muerte. Yo vivía como si fuera inmoratal, ahora también lo hago la mayor parte de las veces, pero no sé si será daespués que cumplis treinta, tener hijos o qué, pero ahora hay muchas veces que sé que no o que es algo que realmente me puede pasar, y lindo no es, aunque tal vez sea necesario. Dicen que cerca de lo que se llama la mediana edad uno tiene que aceptar la muerte y si lo hace después vive mejor y con mucha más naturalidad la madurez... qué se yo, yo no puedo al menos todavía. Mis suegros compraron una parcela hace poco, a mí me da escalofríos pensar que voy a poder ir y ver el lugar donde me van a enterrar... espero ser como María algún día, por más que tenga descendencia (aunque si tengo deudos dejo que hagan conmigo lo que quieran, no les voy a estar complicando la vida con caprichitos cuando tengo el mal gusto de morirme!
Muy bueno
Besos!

♥♥♥ M @ r Y ♥♥♥ dijo...

./'´'´'\
.//^ ^\\
(/(_♥_)\). »»»♥«««
._/''*''\_
(/_)^(_ ) Paso a saludarte.

Muy buen relato.

Genín dijo...

Yo creo que lo mas práctico y económico para quitarse de en medio, es la incineración, ya tengo los centavos en la cuenta del banco para que a nadie le cueste nada incinerarme...
Besitos y salud

angela dijo...

Querida Elsa, por fín poquito a poco voy restableciendo mi ánimo aunque el tiempo lo tengo escaso aún.... Pero de nuevo estoy aquí...Para seguirte y cambiar impresiones que no es poco... ¿ Qué tal ?...Tu relato es hermoso porque en el hay esperanza; si Elsa, la esperanza de que después de estar aquí, aún hay un final que puede ser eterno ¿ quién sabe? y tu protagonista lo sabía...Y para ese viaje, necesitaba un ataúd digno y un traje muy especial para ser recibida por el Ser amado.¡ Cuídate mucho Elsa! y que tengas una estupenda semana. Un abrazo grandote.

María dijo...

Deberíamos estar todos preparados para la muerte, esta mujer del relato fue muy valiente, yo no podría, aunque es cierto que estamos aquí de paso, mira me has recordado, con la muerte de María, a una persona que hace días falleció en su casa y le encontró muerto un familiar, si es que no se sabe donde podemos encontrar la muerte.

Un beso.

maria jesus dijo...

Me ha impresionado el relato y más cuando he sabido que es real.¡Pobre mujer!

mob tomas dijo...

Las cosas casi nunca salen como las planeamos. Excelente relato, me gustó mucho. Saludos.

Cris dijo...

Holis , Tía , reportándome luego de mis vacations. Me encuentro con un sitio distinto , muy grato , igual que el que conocí desde el principio , muy buen relato , estas sacando unas maravillosas dotes de Escritora.
Saludito
Cris//mujeresdesincuentay

Fabiana dijo...

Es genial poder tomarse la muerte como un hecho tan natural...

Aunque siempre digo que después de muerta no me importa lo que hagan conmigo, prefiero ponerme la plata encima ahora y no tener después el mejor ataúd. Pero sobre gustos...

Besitos.

Andrea dijo...

guauuu!!! hasta se me puso la piel de gallina...
Yo no lo temo a la muerte, le tengo pánico!!! jajaj, parecerá estúpido, ya que es algo que no se puedo esquivar, pero bueno, es así...y te imaginar, que jamas de "jamases" podría pensar en comprarme un cajón, de solo pensarlo "me muero"" jajaaj
Besos tus historias increíblemente atrapantes
Cariños
Andrea

tia elsa dijo...

Lola: yo creo que no hay que pensar en la muerte, ni prepararse, es tan linda la vida! llegar nos llega a todos, y saber que no somos inmortales está bien para cuidarnos, no hacer estupideces que puedan atentar contra nuestra vida, pero hasta ahi llego yo.
Mary: gracias!

Genin: comparto tu pensamiento.

Ángela: me alegra tu visita y saber que de a poco vas saliendo adelante. Está muy bueno tu punto de vista y me alegro que el relato te haya dejado esa percepción.

Maria: es asi, puede sorprenderte en cualquier lugar y momento.

María Jesús: si es como una burla del destino.

Mob tomas: es cierto, casi nunca son ni como las planeamos ni como las soñamos.

Cris: muchas gracias, no pretendo ser escritora, muy lejos de eso, digamos que me agrada contar historias.

Fabiana: comparto tu punto de vista, pero respeto todas las posiciones.

Andre: jaja! me hiciste reir. No yo tampoco podría, no sé si le tengo temor, pero no me agrada nada que este vinculado al tema, es más si puedo evitar los velorios los evito.

Silvia dijo...

AMIGA MIA: QUE ENTRADA!!!!
LA MUERTE ES UN TEMA QUE ANTES NO ME PREOCUPABA PERO AHORA HACE UN TIEMPO LO PIENSO MUCHO..
NO ME ASUSTA PORQUE COMO MARIA CREO QUE HAY UNA VIDA MAS ALLA.
QUIERO DECIRTE QUE ME ENCANTAN TUS HISTORIAS Y LO LINDO QUE PUSISTE TU BLOG.
BESOTES
SILVIA CLOUD

Assumpta dijo...

Uuuui... impresiona!! Cayó por la escalera?

Pues, la verdad es que leí primero los comentarios para saber si era cierto o si era relato... porque la otra vez pensé que era cierto y era fantasía... ¡y esta vez que pensaba que era fantasía resultó cierto! :-)

Nacida en África dijo...

Mi querida tía Elsa: Mentiríamos si dijéramos que no tenemos miedo a la muerte por todo lo desconocido que lleva consigo pero a veces puede ser una gran liberación. Es un buen relato y muy humano.

Brisas y besos.

Malena

Mariela Torres dijo...

Me gustó tu relato.
No está mal prepararse para la muerte, eso sí, no creo que nadie llegue hermoso a ella.

Besos.

La Gata Coqueta dijo...

El sábado al llegar una de las primeras visitas me recordó si me había pasado algún contratiempo...

La realidad es que la semana pasada he viajado precisamente el fin de semana, siendo la causa que desestabilizó los días que tengo para continuar con mis pautas, motivo por el que no edite.

Una vez aclarada mi ausencia, no hay nada más gratificante como saber que se puede notar una pequeña ausencia en un espacio tan inmenso, es lo que me motiva a seguir adelante, cuando en ocasiones estoy muy limitada de tiempo y hago lo indecible para estar a vuestro lado porque siempre os llevo en el corazón como la joya más preciada.

Estos y otros detalles te hacen sentir como una flor al amanecer rodeada por la bruma de la ilusión.

Abrazando los sueños que visten de seda al brindar la mano de la amistad.

Besos de esta amiga que te estima y no te olvida!!

María del Carmen

El rincón de mi niñez dijo...

Hola Tía...
Dios mío , me impresionó un poquito el relato.
Al fín de cuenta la muerte sigue siendo mas poderosa.
Le temo y mucho, la respeto y la quiero ver lejos.
Un abrazo

La abuela frescotona dijo...

alguien dijo- si quieres ver a Dios reír, cuéntale tus planes-
solo El sabe el momento y como será nuestra muerte.
buen escrito, hace pensar...
te abrazo querida tia Elsa

María del Carmen dijo...

La muerte es un viaje ,es un cambio de ropa apra mí.

Aunque se que tengo que estar bien `preparada para afrontar tal momento, dejar algunas cosas en orden y sobre todo poder decir a qiénes amo qe me perdonen ms errores y sepan que han sido lo que mas he amado en mi existir.

Quiénes son los seres queamo?

Mi hija, mis amigos, y mis amigos de este medio.

Paso a dejar mi huella e invitarte a pasar por mis blogs y si gustas a retirar los regalos y premios dejados en ellos.
Un abrazo
Marita
Dejo semillas de paz.
Mis blogs:

www.pancoonsusurros.blogspot.com
www.pancoonsusurros.blogspot.com
www.newartdeco.blogspot.com
www.walktohorizon.blogspot.com
www.cuerposanoalmacalma.blogspot.com
www.cosechadesentires blogspot.com
www.clasrecetasdelaabuelamatilde blogspot.com

tia elsa dijo...

Silvia: creo que es un tema en el cual en mayor o menor medida todos pensamos, quizás a medida que pasan los años con más razón. Me alegro que te haya gustado la historia y el look del blog.

Assumpta: jaja! te estoy despintando, todos los relatos tienen algo de verdad, en este caso totalmente ciertol.

Nacida en África: todo lo desconocido nos da temor, es verdad, pero yo más que miedo le tengo repugnancia por la descomposición que conlleva, por eso prefiero la cremación.

Mariela: es verdad, es muy buena tu reflexión, tampoco creo que cuando llegue ese momento importe nuestro aspecto.

Gatita: que hermosas tus palabras, yo tampoco te olvido y me alegra cuando te encuentro por aquí.

El rincón de mi niñez: si, si yo también la quiero ver lejos, mejor aún no verla. Lamento si te ha impresionado.

Abuela Frescota: está muy bueno ese refrán no lo conocia. Viniendo de ti el comentario es todo un halago.

María del Carmen: es muy lindo lo que pensas y lo que querés hacer antes de partir, lo comparto.

Rod dijo...

Más que el morbo es la pena, pobre mujer, encima que tenía el coraje de prepararse y dedicarse a esperar a su muerte, le sale así de mal! Bueno, mucho mejor no le podía salir...

Disfruten que la vida es corta, y vale la pena ser vivida!!!.. qué frase familiar.. haha ahora que lo pienso, Mirtha también debe tener elegido el vestido!!

Abrazo tíaaaa!!

CACHANILLA73 dijo...

Tia Elsa que relatos!! tanto este como el anterior, que forma de narrarlos, me senti como si yo hubiese estado presente al momento que ocurrian.

saludos...

Mariana dijo...

me dio escalofrios leer este post...

tia elsa dijo...

Rod: si es muy probable que Mirta lo tenga elegido, Si parece una burla del destino.

Mariana: a muchos les paso lo mismo, mi interés fue solo escribir una historia. Reconozco que puede dar fea sensación, sorry.

María dijo...

Querida tía Elsa:

Te agradezco mucho el que me hayas contado tu testimonio, muchísimas gracias por ello.

Te deseo un feliz día.

Un beso enorme.

La Gata Coqueta dijo...

La semana va consumiendo los días lentamente, deseando que el fin de semana sea diferente para abandonar la rutina que el trabajo nos va marcando.

Y de algún modo poder disfrutar de algunas horas libres para dedicarlas aquello que más nos gusta hacer, partiendo de un descanso que sea un referente borrador...

Y como el fin de semana acerca alguna que otra sorpresa, yo te la he dejado en Mis caricias del alma es un coqueto detalle para seguir tejiendo la trenza de amistad que nos va uniendo mutuamente en cada encuentro.

Espero te guste aunque sea un poquito...

Un beso y una rosa

María del Carmen

el piano huérfano dijo...

extremador, que bien poder preocuparnos de lo más seguro que nos va pasar en la vida----la muerte.

Balovega dijo...

Buenas noches...

Pasaba por estos lares y al ver la puerta abierta entre a saludarte..

Un besote de buen fin de semana

DEMOFILA dijo...

Real y triste cuento nos traes esta vez, real porque hay muchas personas que preparan su muerte, y triste porque al preparla puede pasarle como a María, que después todo salga mal, por eso hay que esperarla tranquilamente, morimos como nacemos, sin saber ni como no cuando, por eso se debe esperar con tranquilidad y cuando llegue estar preparados esperitualmente, que es lo importante.
Efectivamente hay mujeres que sufren por su infertilidad, pero como dices son madres de corazón, y quieren como verdaderas madres.
Besos, hasta pronto Tia Elsa

Paula dijo...

Tía, qué historia!!!!

Me impresionó la previsión de ella pero también me dejó pensando que al final, tanto planeas las cosas pero al final, quien decide es otro.

No se si es un cuento, o una historia real, pero me gustó mucho.

Te dejo muchos besotes!!!!!

Paula dijo...

Tía, qué historia!!!!

Me impresionó la previsión de ella pero también me dejó pensando que al final, tanto planeas las cosas pero al final, quien decide es otro.

No se si es un cuento, o una historia real, pero me gustó mucho.

Te dejo muchos besotes!!!!!

RosaMaría dijo...

Asombrada, asombrada y admirada estoy!!! Qué buen relato, mis felicitaciones. Abrazo incluído.

La Gata Coqueta dijo...

Al descubrir la mañana se inicia un sendero de sueños donde el alma goza desnuda, al lado de la humildad. Y al reclinar la tarde, medita bajo la atenta mirada de la sensación reconfortada.

Soy un caminante que inicia el vuelo en busca de un sueño...

Viajando por el mundo, en cada uno de los pilares que se van forjando con el paso del tiempo llamados amistad.

Un día te conocí por obra del destino, percibiendo en el fondo de tus pupilas el mudo silencio de la soledad y el sentimiento ajenos a ti, para ser consolados con tus rimas en las horas de sombras inciertas.

Razón por la que descanso en los laureles de la colina del ruiseñor, al verme reflejada en el haz de luz que de tu alma vas desprendiendo...

Buen comienzo de semana!!

María del Carmen

Larisa dijo...

Esto es lo que se llama tenerlo todo atado y bien atado.

Qué más dará el vestido, si no corre la sangre por las venas.

Tanto miedo a la muette y a veces tan poquito caso a la vida.

Están locos estos humanos.

Petons de paseo.

VICKYFF dijo...

I've added a bookmark collection of posts,I wish I could see Update your article,
I will continue to support you, come on!Heartfelt hugs
This is a wonderful article. Thank you for sharing, very exciting.
Wedding Dress

Juan dijo...

Está muy bien no temer a la muerte. De esa forma vivimos mejor, sin temores a que aparezca en cualquier momento.
Lástima que la señora muriera de esa manera. Elle se merecía otra mucho mejor, acompañada por gente cercana y sonriendo a la muerte.
Bonito relato, Tía Elsa.
Un abrazo.
Juan Antonio

La Gata Coqueta dijo...

En Mis caricias del alma he dejado una cesta de rosas que abre la entrada de hoy "Quiero ver el alba" de bonitos colores, la he compuesto con mucho amor para quien se la quiera llevar como un presente, para sentirse acariciado por el suave aroma de sus fragantes pétalos.

Un sentido y fuerte abrazo en este fin de semana para ti!!

María del Carmen

DEMOFILA dijo...

Hola, tia Elsa, gracías por visitarme de nuevo, me he alegrado mucho al verte en mi blog.
Llevas razón, los seres queridos nunca se van de nuestro corazón, su recuerdo lo llevamos siemre dentro de nosotros junto con el cariño que sentíamos por ello.
Gracías por las bonitas palabras que me has dejado.
Besos, hasta pronto

Neuronas en Fuga dijo...

La muerte no es enemiga y está bien no temerle, pero sí respetarla. Aunque me parece mucho organizar puntillosamente el momento del adios definitivo.

Besos tía Elsa!

Marce

La Gata Coqueta dijo...

La primavera nos abraza enamorada con su llegada...

Ya se vislumbran los incipientes colores que como mantos van cubriendo los campos y laderas. El rocío los saluda y ellos les responden bailando la danza de la espesura...

Un abrazo bajo la sombra del abedul balanceando sus hojas al ser acariciadas por la aurora vespertina.

María del Carmen

La Gata Coqueta dijo...

Paso a saludarte mientras me sea posible y el tiempo me lo permita, para acompañarte en el fin de semana, produciéndome una grata emoción compartirlo contigo.

Al permitirme disfrutar de tus entradas, pensadas con la lógica del sentimiento para satisfacción de todos los que tienen el gusto de leerlas y opinar del tema sobre el que verses.

Con afecto por mi parte me despido, hasta otro memento que nos siga aportando reforzar la amistad a través de las palabras en equilibrada armonía...

María del Carmen

Arabela y yo dijo...

asi es mucha gente por estos lados a esa edad se la encuentra asi sobre todo en los pueblos pequeños..tengo una amiga q se hizo cargo de la abuela del marido pq ni un solo pariente se ocupo de ella eso si murio y aparecieron todos a reclamar la parte de la casa una realidad cruda elsa hermoso relato
un b

La Gata Coqueta dijo...


Comienza la semana

y el canto y la brisa
de las encinas invitan

a visitar
las dolientes hojas

que yacen enmohecidas
por la tornasolada melancolía
que el invierno les ha dejado

para que se pose sobre ellas
una emoliente caricia engalanada
por el arco iris de la primavera...

Un beso y mil rosas trepadoras
te dejo, para que te guíen la alegría
los siete días de la semana

es el deseo de esta
que te visita con la primera
aurora de la madrugada...

María del Carmen

La Gata Coqueta dijo...

Hola buenos días amig@, voy estar unos días fuera y no quería irme sin antes pasar a felicitarte el fin de semana.
Espero lo pases estupendamente al lado de quienes te aprecian y aprecias, como yo lo pienso pasar con los míos en mi tierra...

Un beso en compañía del “Trasgu” y de la brisa a la orilla del Cantábrico

Muackkkkk
Muackkkkkkkk

María del Carmen.